Archivos mensuales: mayo 2016

Recursos Humanos

Ana Belén Rodríguez, directora de Selección de Leroy Merlin: “Las personas son cruciales en nuestro negocio”

“Cualquier transformación no se puede llevar a cabo si no es a través de las personas”. Ana Belén Rodríguez, directora de Selección y Recursos Humanos de Leroy Merlin, reivindica en esta entrevista realizada durante la Feria de Empleo Digital FEED, el valor del capital humano, la importancia de la actitud frente a las aptitudes a menudo poco productivas, y la necesidad de transformación de las empresas en la era digital.

¿Qué se busca hoy en un candidato? ¿Cuáles son las tendencias actuales en materia de selección?

Para nosotros es importante la cualificación o la formación académica que tenga un candidato, pero sobre todo lo que buscamos son las competencias, las habilidades y las actitudes que tengan los candidatos. Para nosotros es fundamental que la persona esté alineada con nuestra cultura, con nuestros valores y con esas competencias que son claves para garantizar el desarrollo de su misión y la evolución de la compañía y del negocio.

¿Cuáles son los principales retos que se plantean tanto para las empresas como para los individuos?

La necesidad de estar en continuo desarrollo, identificar la importancia de adaptarse y de estar abiertos a nuevos entornos y nuevas formas de hacer. No hay nada que esté definido y que no se pueda variar en el tiempo y al final la idea es la necesidad de las compañías de transformarse en este nuevo entorno, pero también destacando que lo importante en cualquier cambio son las personas, tanto para las empresas como para el departamento de Recursos Humanos. Cualquier transformación no se puede llevar a cabo si no es a través de los equipos y de las personas.

¿Qué se descarta y qué se premia a la hora de elegir candidatos?

Es fundamental que la persona tenga los valores alineados con nuestra compañía. Y en nuestro caso el trabajo en equipo y la orientación al cliente son unos básicos irrenunciables. Una persona que tenga muy buen currículum, que esté muy orientada a resultados, si no sabe trabajar en equipo, si no tiene esa humildad y esa generosidad de querer ayudar y construir entre varios tiene más difícil encaje en nuestra compañía.

En lo que más prima, además de el alineamiento con los valores y la cultura, valoramos que sean personas que destaquen por su iniciativa, por su proactividad, por su innovación. Todo lo que sea fomentar la creatividad en el negocio.

En otros países se valora más la actitud que la aptitud, ¿ocurre lo mismo en España?

Nosotros, y nuestro Programa de Jóvenes Graduados es un ejemplo de ello, estamos muy alineados con ese pensamiento. Lo que hacemos es incorporar personas que nunca han tenido una experiencia laboral, pero que creemos tienen esa esencia y, con el acompañamiento y la formación adecuados, siempre y cuando tengan la actitud adecuada, van a llegar a ello.

¿Cómo es el proceso de toma de decisiones de selección de personal en una empresa de la envergadura de Leroy Merlin?

Las personas, como decía antes, son cruciales en nuestro negocio. La autonomía, la participación y la construcción son realidades que valoramos enormemente. El manager de cada departamento, de cada sección o de cada tienda tiene un papel fundamental y decisorio en el proceso de selección. En otras empresas Recursos Humanos lidera todo el proyecto y decide si la persona se incorpora o no al proyecto; nosotros hacemos un proceso participativo entre el negocio en sí y Recursos Humanos.

Existe mucho talento senior desaprovechado, ¿Cómo aborda una empresa como la vuestra esta problemática?

Para nosotros es importante que convivan los jóvenes con los seniors y fomentar la evolución de ambos. Nuestra empresa lleva operando en España desde hace 26 años y lo que queremos es que nuestros equipos sean estables y nos acompañen en el tiempo, con lo cual a las personas más seniors las acompañamos, les damos la misma formación, o les mimamos de la misma forma que podemos hacer con los más juniors. Intentamos no hacer diferencias por la edad, al final cada persona tiene su itinerario y va a poder llegar hasta donde quiera. A día de hoy nosotros incorporamos a personas de más de 40 años, con 30 etc. Al final no tomamos la decisión en función de la edad. Y es algo que realmente es así y lo fomentamos desde Recursos Humanos. Los juniors aportan una serie de beneficios; pero las personas más seniors también te aportan otros beneficios muy importantes.

¿Crees que esta línea de actuación es común en el cuerpo empresarial español?

No. Creo que hay empresas que se dejan llevar más por el corto plazo y es un aspecto que depende de la cultura y los valores de la compañía. A día de hoy las empresas empiezan a tener mayor responsabilidad social y se abren departamentos de responsabilidad social y comienzan a plantar esa “semillita” para que no se abandone. Al fin y al cabo hablamos de una responsabilidad social. Todos vamos a ser seniors, al igual que todos intentamos apoyar y dar facilidades a los jóvenes, porque o hemos sido jóvenes o tenemos hijos, pues todos vamos a ser mayores. A las personas creo que hay que valorarlas por lo que pueden aportar y lo que han aportado, por las dos cosas.